Un neko café (猫カフェ) es un café cuyo principal encanto no es lo delicioso de los cafés o productos que ahí vendan, sino la posibilidad de pasar un rato jugando con gatos. El primero se abrió en Taipei, Taiwan, en 1998. Sin embargo, es en Japón donde más centros de este tipo han abierto sus puertas. En Japón, parte del éxito de estos sitios es debido a la prohibición de tener mascotas en muchos de los edificios de apartamentos de las grandes ciudades. Aunque también hay que decir que, dado el tamaño que tienen los apartamentos en esas ciudades, se hace complicado compaginar vida con un inquilino peludo.

Los que vivimos en Madrid tenemos suerte, porque aquí contamos con un Neko-café, se llama “La Gatoteca” y no sólo es una cafetería con gatos, también es un refugio que cumple una importante labor: socializar los gatos que allí se encuentran y darles visibilidad de forma que encuentren rápido un adoptante adecuado. Sus precios son más que aceptables (4€ media hora y 6€ una hora) e incluyen consumición. Están en el centro de Madrid y son un lugar perfecto para disfrutar de compañía felina y olvidarse un rato de los agobios de la ciudad.

Como imaginas, este sitio usa cookies. Esta es nuestra política de cookies. ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This

Share This

Share this post with your friends!